He tratado de estar en la verdad
mientras existo a tu lado y tú en el mío
yo que me permití amarte
siendo constante e inmensa mi ternura
yo quien ha corrido con afán buscando tus manos
para entibiar las mías laceradas por el tiempo
yo que fui frecuente y abundante como las aguas del rio
siendo a claras más que tibios, ardientes los besos míos.

Y ahora, hasta cuando durara mi frecuente calor
en busca de ser sofocante?
ay de mí, desdichada causa
la de ser razón, motivo y ser
yo, quien pareciera pretender ser libre
de la forma tal como lo dice tu paciencia
sobre la flor del hinojo tímido y confundido
con la aparente dicha que se refleja en tu serenidad.

Es que yo comprendo la luz armoniosa de la vida
al alcance de nuestra piel que llora
quizá por desmesurado apuro, tal vez por absurdo cansancio
cubierto por la inexperiencia de nuestros seres
y aunque me considero poco inocente,
no supe decirte cosas de mi corazón
es ahora cuando yo perdono tu pérfida rutina
pero no sé si podré perdonar tu lejanía.

Cuantos bemoles danzan en tus caricias
saltando sobre tus labios secos
tejiendo los colores de tu diáfana sonrisa
sobre el incierto tapete de la fría iniquidad?
todo sucumbe ante la avara necedad
tornada celeste sobre el terciopelo de las rosas escarlatas
porque sobre el temor de verse descubierta
sus falsos anhelos se abren sigilosos a la calma.

NEW YORK NOV2015
MIAMI 26NOV2015
CARLOS FIDEL BORJAS DIAZ
DERECHOS RESERVADOS.

Vistas: 19

Comentario

¡Tienes que ser miembro de ORGANIZACION MUNDIAL DE ESCRITORES. OME para agregar comentarios!

Únete a ORGANIZACION MUNDIAL DE ESCRITORES. OME


PLUMA MARFIL
Comentario de BEATRIZ OJEDA el agosto 27, 2020 a las 4:08am

¡Qué triste historia! Me ha conmovido

Gracias por compartir amigo Carlos


PRESIDENTE HONORARIO
Comentario de Aimée Granado Oreña el agosto 26, 2020 a las 10:02pm

En esta parte de la historia declaras un amor sacrificado que lo ha entregado todo, sin embargo la rutina superó la pasión y ante el tedio se impuso la lejanía. Iniquidad,  frialdad, anhelos falsos, avara necedad,  flagelos del desamor y de la desesperanza,  aparecen sigilosos disfrazados de aparente  calma.

Gracias por compartirnos parte de esta historia de amor en versos donde la confusión y la apariencia tienen sus puntos antagónicos y divergentes.

Ha sido un placer disfrutar de tu espacio y de tu tiempo.

¡Felicitaciones!

Ando revisando  cada texto  para corroborar las evaluaciones y observaciones del jurado, antes de colocar los diplomas.

Gracias por estar aquí compartiendo tu interesante obra.

Insignia

Cargando…

© 2021   Creada por AdministraciónOME-SorGalim.   Con tecnología de

Insignias  |  Informar un problema  |  Política de privacidad  |  Términos de servicio